asana de saludo al Sol

Saludo al Sol o Surya Namaskar

Nos adentramos en el otoño y las horas diarias de sol comienzan a disminuir, así que es un buen momento para honrar al astro Sol y dedicar cada día unos minutitos a conectar con él a través de Surya Namaskar o Saludo al Sol.

Personalmente, he de confesarte que me encanta practicar esta secuencia de yoga cada día al levantarme, me sienta de maravilla y me ayuda a activar el cuerpo y prepararlo para mi práctica de meditación matutina.

Antes de realizar la secuencia, siempre hago el mismo ritual desde tadasana (postura de la montaña), tomo conciencia de que el Sol nace cada mañana y hace posible la vida en la Tierra. Siento que la luz del Sol simboliza la iluminación espiritual, el conocimiento y la sabiduría. Además el hecho de que cuando termina el día el Sol desaparece para aparecer a la mañana siguiente, me invita a darme cuenta de que todo es cíclico en la vida, lo que me ayuda a estar en calma, en paz y a simplemente observar.

El saludo al sol te aportará enormes beneficios a nivel corporal y a nivel mental.

Y es que a nivel físico, el saludo al Sol revitaliza todo el cuerpo. Los asanas (posturas) que conforman la secuencia son estiramientos, en los que la columna vertebral se proyecta hacia adelante o hacia atrás combinándose con una respiración consciente que varía de ritmo según el dinamismo que desees. De este modo sueltas las articulaciones, estiras la mayor parte de los músculos, masajeas los órganos internos y activas los sistemas respiratorio y circulatorio. Todos podemos practicar Surya Namaskar a nuestro ritmo

Ejecutar la secuencia lentamente y más despacio se convierte en una meditación activa y realizarla con un ritmo más enérgico la convierte en una inyección de energía para el comienzo del día.

No obstante, hazla cómo y cuando quieras a tu ritmo y necesidad, eso sí, siempre desde la plena conciencia.

¿Cómo realizar el saludo al Sol?

A continuación, te contaré de forma más detallada cada una de las 12 asanas que conforman la secuencia del saludo al Sol.

1. Pranamasana o Postura de oración

Postura de pie, mirando hacia el este, lugar por donde “nace el sol”, con manos en namasté o rezo, unidas a la altura del pecho, realizas una respiración profunda y prolongada con la finalidad de relajar tu cuerpo en su totalidad y aquietar tu mente.

2. Hasta Uttanasana o Estiramiento hacia atrás con brazos levantados

En  ella, estando de pie inhalas, eleva los brazos sobre la cabeza y te estiras  “en forma de arco” proyectando tu pelvis hacia adelante y tu cabeza hacia atrás con mucho cuidado. La finalidad aquí es estirar la columna vertebral en su totalidad y alinear toda su estructura.

3. Uttanasana o Pinza de pie

En esta asana exhalando te inclinas hacia adelante flexionando únicamente desde la cintura y llevando las palmas de las manos junto a tus pies. Al hacerlo todos los músculos de la parte posterior del cuerpo se estiran de forma paulatina.

4. Ashwa Sanchalanasana o El gran paso extendido

Como su nombre lo indica, la pierna derecha se desplaza hacia atrás en un gran paso hasta descender y posar la rodilla en el suelo mientras que nuestra otra pierna (la izquierda) está flexionada y alineada con nuestro mentón; la mirada debe permanecer al frente.

Desde aquí a mi me encanta elevar ambos brazos y saludar al Sol al tiempo que inhalo profundo e imagino toda la energía del Sol entrando en mi cuerpo.

5. Adho Mukha Svanasana, el perro hacia abajo

Exhalando bajas brazos, apoyas manos al suelo y llevas atrás con un gran paso, la pierna izquierda, para quedarte en el perro hacia abajo i Adho mukha es decir, posicionando el cuerpo en forma de triángulo, la efectividad de esta asana aumenta cuando apoyamos los talones en el suelo.

6. Phalakasana, la Postura de la Tabla

A partir de la posición anterior, exhalando colocas el cuerpo en forma de tabla, en línea recta apoyado en los brazos que estarán perpendiculares al torso.

7. Bhujangasana, la cobra

Para emular a la serpiente en la que se inspira su nombre exhalando, bajas rodillas y deslizas el torso, como reptando hacia adelante y estiras el cuello hacia atrás, con los brazos extendidos mientras el resto del cuerpo se apoya en el suelo, se inhala y se proyecta la cintura hacia el suelo.

8. Adho Mukha Svanasana, el perro hacia abajo

Exhalando desde cobra vuelves a esta asana posicionando el cuerpo de nuevo en forma de triángulo.

9. Ashwa Sanchalanasana o el gran paso extendido

Esta postura es el reflejo de la que se ejecutó anteriormente, se trae adelante la pierna izquierda que se queda flexionada para dejar atrás la derecha estirada y desde ahí elevas brazos y vuelves a saludar al astro rey al tiempo que inhalas.

10. Uttanasana o pinza de pie

Bajas brazos exhalando, apoyas manos al suelo y adelantas la pierna derecha con un gran paso para volver a la pinza de pie, si es necesario podemos flexionar suavemente las rodillas.

11. Hasta Uttanasana o estiramiento hacia atrás con brazos levantados

El penúltimo paso de la serie de posturas es exactamente igual al segundo; desde la pinza de pie inhalas y exhalando poco a poco se va llevando el cuerpo en flexión hacia atrás con los brazos extendidos y adelantando la pelvis

12. Pranamasana o postura de rezo

Después del estiramiento hacia atrás vuelves a quedarte postura de pie con manos en namasté o rezo, sintiendo tu cuerpo lleno de energía y agradece al Universo y al Sol este regalo.

Ya se ha culminado la secuencia de un lado  y ahora repites lo mismo con la otra pierna.

asanas de el saludo al Sol

Beneficios de Surya Namaskar o saludo al Sol

Las personas que tienen el hábito de realizar esta secuencia cada día comparten que uno de los beneficios más relevantes es el aumento en la sensación de bienestar general.

Realmente es una secuencia muy completa tanto físico como mental, y estoy segura de que muy pronto notaras sus beneficios, si la realizas cada día al amanecer, sería lo ideal.

Por ello te invito a probarla y que me cuentes los resultados después de unos días de práctica. Puedes escribirme a info@evaalandes y contarme como te sientes, si tienes dudas o te apetece compartir tu experiencia y facilitándome tu número de móvil recibirás de regalo un audio mp3 con esta secuencia guiada por mi misma.

Bendigo al Sol que nace cada día.

Namasté

 

Comparta sus opiniones